World Heroes

Entrevista a nuestra “Teniente O’Neil”

Durante una tarde cualquiera recibimos un mensaje en el Instagram de World Heroes. Abrimos los mensajes y nos encontramos con una chica que quería le hiciéramos una entrevista para explicar su historia de superación. Nos quedamos sorprendidos ante la petición de nuestra seguidora aunque no dudamos ni un momento a la hora de explicarle la empresa. Mireia nos dijo que ya había investigado la marca anteriormente debido a que habíamos entrevistado a su amigo, Pol Pallejà. En ese momento ya lo entendimos todo y sin dudarlo, aceptamos la petición. Tan solo faltaba pactar el día/hora para realizar dicha entrevista. Esa misma tarde decidimos donde haríamos la entrevista, sería en casa de Mireia debido a que ella quería un lugar tranquilo.

A las pocas semanas llegó el día de la entrevista a Mireia aunque esta vez se uniría un nuevo miembro al equipo; nuestra fotógrafa, Valentina. Quedamos con ella en Urquinaona para dirigirnos hacia casa de Mireia. El camino se nos hizo bastante largo debido a que nunca habíamos ido por esa zona. Al salir del metro nos encontramos en un parque bastante grande lleno de gente con niños pequeños o paseando a sus mascotas. Buscamos la calle pero no la encontrábamos, no nos quedó otro remedio que usar el Maps para ubicarnos. Las calles eran estrechas y a la vez bastante largas, por ese motivo, todas nos parecían iguales. No conseguíamos encontrar la calle. No tuvimos otra opción que llamar a Mireia para que nos ayudara a llegar. Una vez contactamos con ella andamos unos 150 metros hasta encontrarnos en su portal. Llamamos a su piso y nos abrió con una gran sonrisa. Mireia nos invitó a pasar; también nos preguntó si queríamos algo de beber. Nos presentamos y le pedimos unos vasos de agua fría porque veníamos acalorados del metro. Nos sentamos en la mesa del comedor para volver a explicarle como funciona World Heroes y de esta manera “romper el hielo”. Mientras íbamos hablando preparamos las cámaras para proceder a grabar dicha entrevista. A los pocos minutos empezamos a grabar.

Cuéntanos un poco sobre ti

Me llamo Mireia, actualmente me encuentro luchando contra el cáncer. Llevo cinco sesiones de quimioterapia y este viernes hago la sexta. No puedo ir a trabajar ni hacer vida “normal” hasta que me digan que estoy curada. Una vez acabe me dejarán dos meses libre para luego hacerme unas pruebas y entonces me dirán si estoy “limpia” o debo seguir con la lucha.

¿Para ti quién es un héroe?

Que difícil responder esta pregunta. Un héroe no sale en la televisión. Para mí es alguien como yo que lucha cada día. Últimamente me he obsesionado con los niños pequeños que se encuentran pasando por lo mismo que yo. Tenía pensado hacer de voluntaria en los hospitales ayudando a esos niños que están en mi misma situación pero me han dicho que no puedo debido a que psicológicamente no estás recuperada hasta después de haber superado la enfermedad. Siempre digo que debo hacerlo ahora que es cuando estoy mejor preparada, luego ya tendré mis obligaciones y no tendré tanto tiempo. En definitiva, para mí esos niños son héroes.

¿La sociedad a quién reconoce más a los superhéroes o a los héroes cotidianos?

Sin duda, a los héroes de las películas porque la gente vive en una burbuja. Tienen su mundo idealizado. La gente oye hablar del cáncer pero no saben lo que realmente es hasta que no les toca de cerca. Incluso a mi me pasaba. Aunque la sociedad intente entenderlo, eso no pasa hasta que lo vives en primera persona.

Nos gustaría que nos contaras cómo te detectaron el cáncer y cómo viviste esos momentos.

Lo mío fue muy heavy, ocurrió durante el pasado mes de junio del 2017… Me detectaron  un cáncer linfoma no-hodking en el pulmón izquierdo. Todo empezó cuando bajé de peso rápidamente, me desmayaba, etc. En ese momento decidí ir a hacerme una analítica para saber que me estaba pasando. Los médicos me dijeron que todo estaba bien o que quizás era por la tensión. Las siguientes semanas fueron muy bien hasta que un día estando aquí en casa, me desmaye y me di un fuerte golpe en la cabeza. A las dos semanas, mi hermano se casaba aunque en ese momento me dio una trombosis en el pulmón izquierdo  y fuimos rápidamente a urgencias.  Algo me dejaron caer los médicos ese sábado pero no quise decírselo a mi hermano para no aguarle la fiesta de su casamiento. El domingo volví a hacerme unas pruebas cuando vieron una masa (aunque no estaban seguros de lo que era). El 20 de septiembre me confirmaron que tenía un linfoma no-hodking en el interior de los pulmones muy cerca de la tráquea. Las venas se me hinchaban, en ese momento no podía respirar y me desmayaba. Viví una situación bastante complicada.

Antes de todo esto, me hicieron una prueba para ver si el linfoma era benigno o maligno aunque me dijeron que todo esta bien. Me podía ir a casa tranquilamente. Ahí fue cuando al cabo de una semana volví y me dijeron que tenía cáncer.

¿Cómo te motivas cada día para continuar luchando con una sonrisa?

Mi única motivación es cumplir con la agenda diaria. El piso en el que estamos haciendo la entrevista lo cogí con mi pareja hará un par de meses, antes de saber que sufría cáncer. Ahora mismo, entre semana vivo con mis padres porque así estoy más vigilada. Mi motivación al levantarme es saber que voy a quedar con alguien porque así mientras estoy con esa persona no pienso en otras cosas. La suerte que tengo es que muchas personas me quieren y me ayudan diariamente: apareció gente del pasado y además me obligo a ver a alguien siempre que puedo. Menos las semanas que tengo malas, entonces me quedo en el sofá de casa viendo series o películas. Los peores momentos fueron en la UCI cuando ya sabía lo que me iban a hacer; pensaba que me iban a intubar en cualquier momento. A mi familia les dijeron que mis pulmones trabajaban muy rápido y por lo tanto, podía darme un paro cardíaco. Le comenté a mi padre si podía quedarse a dormir ahí esa noche (en principio no se puede pero le dijeron que no había problema). Me acordaré toda la vida cuando le pregunté a mi padre si me iban a hacer un coma inducido, él me respondió que eso no era posible en esa situación. Luego le pregunté si me iba a despertar, mi padre respondió afirmativamente. Finalmente, me desperté diez días después atada de brazos e intubada en una sala. Mi hermano tuvo de suspender todos los actos de su boda debido a mi delicada situación. No sabía que me había pasado durante todos esos días. Esa sensación fue peor que pasar por muchas quimios. Tampoco me gustó cuando empezaron a quitarme todas las vías, fue horrible. No lo pasé tan mal ni cuando me dijeron que tenía cáncer porque interiormente sabía que algo grave me pasaba.

Esta situación que os contaré hay gente que se lo cree o no lo hace, depende de las creencias que tengas. Me acuerdo de todo lo que soñé esos días mientras estaba intubada. Dicen que cuando te debates entre la vida y la muerte, recuerdas todos los detalles de esos sueños. En uno salía mi abuela (todo estaba ambientado en la serie Vikingos -esa misma mañana antes que todo ocurriera estaba viendo la serie-) en forma de pirámide y toda llena de sangre. Mi abuela me decía que si me moría durante esos días mi padre también fallecería al poco tiempo. Eso fue lo que me hizo no cruzar la línea. Seguramente estaréis pensando que esta chica esta loca (risas). Me tuvieron 24h boca abajo para intentar que mis pulmones mejorarán, al poco tiempo fue cuando empezó mi mejoría y creo que fue por ese sueño. Además, los médicos le comentaron a mis padres que si no ponía de mi parte era difícil que me recuperara. Adoro a mi madre pero con mi padre tengo un vínculo especial.

¿Qué objetivos tienes para el futuro?

No me marco objetivos porque tengo esta enfermedad. Mi objetivo es vivir al día. Quiero volver a mi anterior vida y que nada cambie. Mi hermano se vuelve a casar en marzo, entonces mi única meta es llegar bien ahí. Como he dicho mis metas son a corto plazo.

Las primeras quimios son las peores porque tu cuerpo no esta acostumbrado, te duele todo, etc. En cambio las últimas se hacen más pasables aunque a mucha gente no le pasa eso. El miércoles acabo la última y luego “vacaciones” dos meses.En la primera quimio desapareció el 90% del tumor y aún quedaban cinco más. En ese sentido soy bastante optimista, espero que los resultados sean buenos sino tocará seguir luchando hasta conseguir mis objetivos.

La última pregunta es que si tú salieras en un cómic, ¿qué apodo te pondrías?

Uff que pregunta más complicada… sin duda sería Teniente O’Neil. Ahora ya me esta empezando a salir el cabello pero cuando me rapé la gente me comentaba que me quedaba bien el look rapado con los labios rojos. Llegué a casa de mis padres donde también estaba mi pareja y al momento me comentaron que me parecía a la actriz que hacía de la Teniente O’Neil. Yo les contesté que nunca había visto esa película aunque al llegar a casa me puse rápidamente a verla. Me fijé que la canción cuando le dan la medalla es la favorita que tengo con mi pareja, es decir, la que nos define. La anécdota sobre este apodo es bastante curiosa.

Te gustaría explicar algo más

Sí, os enseñaré un truco a toda la gente que este pasando por un proceso como el mío, en el cual perdemos el cabello. Mi madre me compró una peluca (por cierto, son bastante caras) que me la puse un par de días pero no me sentía cómoda. En ese momento, recordé que antes de coger la enfermedad tenía unas extensiones rubias y se me ocurrió una idea para aprovecharlas. Le dije a mi madre que podríamos coger un gorro de tela de natación y coserle las extensiones. Durante los siguientes días preparamos la nueva peluca y el resultado fue espectacular. Para que no se viera el gorro de natación pusimos otro de lana encima. Así podemos conseguir una peluca a un precio reducido y con las tonalidades o formas de nuestro cabello natural.

Muchas gracias por el consejo, lo subiremos a Youtube para ayudar a más gente que esta en esa situación.

Una vez finalizamos la entrevista nos despedimos de Mireia porque tenía prisa por un asunto familiar cuando de repente apareció su pareja. Nos preguntó que tal había ido la entrevista; si habíamos estado cómodos en su casa cuando contó una pequeña anécdota. Se asustó un poco cuando Mireia le comentó que dos chicos de Instagram irían a su casa para entrevistarla porque no estaba seguro si le podían hacer algo o robarles. Mireia le contestó que éramos de fiar debido a que antes habíamos entrevistado a su amigo, Pol Pallejà. Una vez nos contó esto nos reímos un poco y les dijimos que nos íbamos hacia nuestro pueblo cuando nos preguntaron de donde éramos. Les contestamos que éramos de Gavà. Mireia se sorprendió que hubiésemos ido tan lejos para entrevistarla y nos dijo que podían llevarnos hasta Gavà porque les iba de paso. A nosotros nos costó aceptar pero al final lo hicimos ante su insistencia. Durante el viaje les explicamos como fundamos la marca y anécdotas diversas que habíamos vivido.

Nos dejaron en la zona industrial cerca de nuestro pueblo, en apenas cinco minutos ya estábamos en el centro. Sin duda, fue una gran entrevista de una gran persona.

En el mes de abril le hicieron las pruebas a Mireia para saber si ya estaba curada. A los pocos días recibió los resultados y no fueron los que esperábamos. El cáncer se le había extendido  y tenía de volver a hacer quimio aunque esta vez, de manera más agresiva para erradicar el bicho. Ella continua luchando cada día con una sonrisa, seguramente durante las siguientes semanas volverán a darle los resultados. Esperamos que ella haya ganado, se lo merece.

También puedes ver la entrevista en YouTube

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *