World Heroes

Hay guerreros pa rato

En este post hablaremos sobre la nueva iniciativa que ha tomado nuestra heroína, Mireia: ha decidido crear una asociación de donantes de médula debido a la poca visibilidad que tienen los enfermos de cáncer que necesitan un trasplante de médula. Quiere concienciar de la importancia de donar para poder llegar a curar a todos los enfermos.

Mireia ofrece información sobre hospitales donde se puede donar médula, como se dona e historias de superación. En nuestra sociedad hay cierto desconcierto o miedo a la hora de donar médula, es decir, algunas personas se piensan que deben dar parte de su médula cuando solamente es dar sangre para que esta sea tratada para enviársela a los enfermos de cáncer. Para donar médula debemos tener entre 18-60 años y estar completamente sanos para no transmitir ninguna enfermedad al receptor.  En cuanto hablamos de médula no nos referimos a la espinal (transmite impulsos nerviosos) sino a la ósea (es el tejido esponjoso que tenemos dentro de los huesos), aquí es donde parte de nuestra sociedad se confunde.

A la hora de donar debemos tener en cuenta diferentes cosas: el donante y receptor deben ser compatibles (eso es bastante complicado porque cada sistema inmunológico rechaza lo que no es suyo, es decir, cuesta que nuestro organismo acepte células externas). Antes de realizar una donación o transfusión se realiza un exhaustivo estudio en el que vemos como podría reaccionar el organismo con los diferentes alelos (conexiones entre células). Por ese motivo, se necesitan muchos donantes para que haya mucha variedad de alelos y así que todos los enfermos puedan ser tratados. La donación se realiza por medio de sangre periférica mientras que al paciente se le introduce como si fuera un transfusión, cada caso es único/distinto y por lo tanto, no se puede saber como se van a tratar las células con cada paciente.

En caso de ser donante no hay efectos secundarios más allá de dolores en los zonas de punción durante aproximadamente 48horas, esto puede tratarse con medicamentos comunes. Otro pequeño efecto es que podemos tener síntomas de gripe como dolor de huesos o fatiga durante las primeras horas. Si vas a donar médula o ya lo has hecho no puedes saber a quién le va a llegar debido a que hay una ley que prohíbe saber quien se la donamos. Lo más importante es donar, no importa quién lo reciba ya que lo va a necesitar.

A continuación os dejamos los links de interés de HAY GUERREROS PA RATO: Facebook y web oficial.

¿Ya habéis donado médula?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *